Detective Conan Wiki
Advertisement
La tensa fiesta de té (1ª parte)
Episodio 770
Título
Kanji ギスギスしたお茶会(前編)
Romaji Gisugisu Shita Ochakai (Zenpen)
Inglés The Tense Tea Party (Part 1)
Español Desconocido
Estrenos
Estreno Japonés 7 de marzo de 2015
Estreno Español Desconocido
Staff
Director Yasuihichiro Yamamoto
Guionista Umesaburo Sagawa
Director de Episodio Takanori Yano
Director de Animación Seiji Muta
Información
Temporada Vigésimocuarta
Personajes no Debut Conan Edogawa
Ran Mouri
Kogoro Mouri
Eri Kisaki
Tooru Amuro
Juzo Megure
Wataru Takagi
Rikumichi Kusuda (fondo)
Personajes Debut Ninguno
Caso resuelto por Conan Edogawa
Tooru Amuro
Siguiente pista de Conan Té de hierbas
Adaptado de Volumen 84: Capítulos 888-890
Música
Opening DYNAMITE
Ending Kimi e no Uso
Cronología
Anterior Un paciente problemático en la Sala de Urgencias
Número 770
Siguiente La tensa fiesta de té (2ª parte)


La tensa fiesta del té (1ª parte) es el episodio #770 de Detective Conan. En este capítulo un envenenamiento tiene lugar en el Hospital Central de Haido.

Sinopsis[]

Kogoro vuelve a casa satisfecho por haber ganado una partida de Pachinko. Con el dinero ha comprado comida con la que quiere sorprender a Ran, pero al llegar a casa descubre que no está y que le ha dejado una nota. En ella pone que Ran y Conan están en el Hospital Central de Haido, porque Eri tiene que pasar por el quirófano.

Kogoro irrumpe en la habitación de Eri

Kogoro irrumpe en la habitación de Eri.

Avergonzado, Kogoro corre hacia el hospital, y allí se encuentra con que Eri ya ha pasado la cirugía; por lo visto había padecido apendicitis durante el trabajo. Enfadada por que tenía el teléfono apagado mientras jugaba al Pachinko, Eri echa a Kogoro de la habitación arrojándole sandalias y cojines.

Conan y Kogoro se encuentran con Amuro en el hospital

Conan y Kogoro se encuentran con Amuro en el hospital.

En el pasillo Kogoro se topa con Tooru Amuro, que lo saluda y le pregunta qué le ha traído al hospital. Conan, al ver a Bourbon, teme que pueda estar investigando la muerte de Rikumichi Kusuda, el agente de la Organización que se infiltró en el mismo hospital de Haido cuando el FBI retenía allí a Kir[1]. Tal y como esperaba, Amuro le dice a Conan que las enfermeras lo habían visto anteriormente, y le pregunta por Kusuda, del dice ser un amigo suyo que estuvo hospitalizado allí.

Como Conan le contesta que no lo conoce, Amuro prueba a preguntar ahora a un par de visitantes con un ramo de flores, Beppu Katsuki y Happo Tokie, pero ninguna de los dos había oído antes el nombre, y le preguntan a Tooru si tiene alguna foto para ayudarles. Tras responderles que no, Amuro se gira a Conan y le dice que es increíble, porque como esas dos mujeres, la mayoría de gente no confía en su propia memoria y pide información como las fotos para ayudar a recordar. En cambio, Conan ha asegurado no recordar a un Rikumichi Kusuda nada más oír el nombre.

De repente, un niño grita «¡Tres, dos, uno, cero!» al ver llegar el ascensor. Al oírlo, Amuro se gira bruscamente, algo que no pasa desapercibido a Conan y a Kogoro. Él les explica que pensaba que le llamaban, porque de pequeño su apodo era “Zero”. Le pusieron ese mote porque “Zero”, al igual que “Tooru”, significa “transparente” o “invisible”.

Encuentran muerta a Reina Suto

Reina Suto se desploma tras beber de un té envenenado.

Mientras tanto, Katsuki y Tokie, las dos mujeres de antes, llegan a la habitación donde está hospitalizada su amiga, Kosaka Juri. Poco después llega otra amiga, Suto Reina, que ha traído tazas de té para celebrar el alta de Juri. Juri propone usar unas tazas que guarda en su habitación, parecen nuevas porque las limpia frecuentemente con bicarbonato sódico. Tras preparar el té, las cuatro amigas charlan sobre fotos de infancia que tienen en el móvil. Pronto  la conversación se torna incómoda cuando Reina empieza a hacer comentarios sobre su vida de lujos. En un momento dado, vuelve a tomar un trago de té y, segundos después, Suto Reina se desploma. Los gritos de las otras tres amigas atraen a Conan, Kogoro y Amuro.

Minutos después, la policía llega al lugar de los hechos, y se encuentran con que el doctor no ha podido hacer nada. Conan le comenta al inspector Megure algo extraño en lo se ha fijado: en las fotos del móvil, Reina aparece con palillos en la mano derecha, pero en la taza de la que bebía la marca de pintalabios está al lado derecho del asa, así que la estaba tomando con la mano izquierda. 

Megure observa los tés sospechosos

El inspector Megure observa los tres tés que bebían las tres amigas.

Amuro entonces comenta que a lo mejor la víctima estaba sujetando otra cosa con la mano derecha, como un móvil. Cuando una persona se centra en algo, normalmente no se fija con qué mano sostiene un objeto. El culpable probablemente aprovechó esa tendencia para cambiar la taza de la víctima por la suya, que era la que estaba envenenada. No usaban platillos para las tazas, añade Amuro, así que ese truco es muy posible.

Sin embargo, las amigas responden que eso no podría hacerse sin que Reina se diera cuenta, porque cada té tiene un color diferente: marrón, azul y amarillo. La víctima estaba bebiendo del marrón cuando sufrió el envenenamiento. Kogoro apunta que si el veneno estaba en el té, entonces debía haber alguna bolsa o recipiente que contuviera el veneno. Si buscan en la habitación o revisan a las sospechosas, es posible que aparezca.

Interrogan a Juri Kosaka

La policía interroga primero a Juri Kosaka.

La policía comienza interrogando a Kosaka Juri. La mujer explica que ella preparó el té para todas, pero que solo se encargó de mezclar el agua y el polvo. Las tazas eran suyas, pero quienes las sacaron de la alacena fueron Katsuki y Tokie. Eso significa que en todas las tazas aparecerán huellas de las tres. Takagi pregunta por qué prepararon más de un tipo de té, y Juri responde que como sus amigas sabían que a ella le gustaba mucho el té de hierbas, le habían regalado varios tipos. Como estaban celebrando su alta del hospital, habían propuesto probar varios tipos para compararlos.

Kogoro entonces acusa a Juri de ser la culpable, pero ella asegura que sus amigas vieron en todo momento cómo solo mezclaba el té con el agua. Ella estaba bebiendo un té azul “Butterfly”, y Suto un té “Hibiscus” rojo, así que se habría dado cuenta si le hubiese cambiado su taza por la de ella. Por otra parte, Happo tomaba un té marrón “Menta”, y Beppu un té amarillo “Manzanilla”.

Interrogan a Tokie Happo

Luego a Tokie Happo.

La siguiente en ser interrogada es Happo Tokie. Happo explica que cuando llegaron, Juri ya estaba tomando un té azul, que no recomendó a sus amigas. Prepararon varios tipos de té a la vez, y cada una eligió el que prefería. Ella y Katsuki se sentaron a lados opuestos de la mesa, de modo que Juri y Reina también estaban frente a frente. Katsuki fue quien propuso mirar las fotos, y Reina accedió, pero no se separó en ningún momento de su móvil, y Happo y Beppu tuvieron que mirarlas por encima del hombro. Según Happo, Reina siempre había sido así, egoísta y ajena a los demás. Incluso le robó el novio a Happo, pero la mujer insiste en que no quería hacer daño a Reina. Si hay alguien que tuviera que guardarle rencor a Reina, cuenta Happo, esa debería ser Katsuki.

Interrogan a Katsuki Beppu

Por último, a Katsuki Beppu.

Beppu Katsuki cuenta que lo que le hizo enfadarse con Reina fue que ella le recomendó comprar unas acciones que luego cayeron en picado y la llenaron de deudas. Por alguna razón, Reina vendió sus acciones el día antes de que cayeran y no le dijo nada a Beppu. Katsuki también dice que Juri tenía motivos para que Reina no fuera de su agrado: el hijo de Juri y el de Reina iban a la misma clase. El de Juri estaba muy ilusionado con entrar a cierto instituto, y había estudiado mucho para el examen de admisión, pero el día antes fue a casa del hijo de Reina para estudiar, con la mala suerte que se contagió de la gripe que había contraído el de Reina, y no pudo presentarse al examen. 

Conan le pregunta entonces si alguien salió de la habitación durante la fiesta de té. Beppu le responde que ella y Happo salieron un momento a comprar bocadillos, pero que Juri y Reina se quedaron en la habitación. Reina solo salió un momento a buscar agua caliente poco antes de que Beppu y Happo llegaran de visita. También añade que las tazas que usaron eran de Juri, quien las lavaba con bicarbonato de sodio. 

Con esto, Conan comprende quien debe haber sido la asesina, pero aún no se le ha ocurrido cómo pudo hacer que la víctima eligiera la taza con veneno.

Encuesta[]


Referencias[]

  1. Episodios 495 - 497, Choque entre lo Rojo y lo Negro.
Advertisement